martes, 28 de abril de 2009

Cisne Negro

Hola,

En Chicago la semana pasada la pasé muy bien, aunque muy ocupado, ya les contaré. Hoy vamos a hablar de hechos posibles pero muy improbables (es un artículo que había escrito hace un tiempo).

¿Cuál es la probabilidad de que se me rompan casi al mismo tiempo la notebook y la desktop y que quede sin back up porque fueron los discos rígidos los que se rompieron?

Casi ninguna verdad, pues bien, es lo que me sucedió hace un par de semanas.

La verdad es que nunca pensé que me pasaría y así me fue. Igualmente de pura casualidad había enviado archivos con productos terminados y casi terminados a otra gente, por lo que la labor del momento no se vio afectada. Aunque algunas cosas de largo plazo si fueron perdidas, pero bueno, la vida no es perfecta.

Veamos las tres condiciones para un cisne negro:

1) Es altamente improbable (cualquiera que me diga lo contrario de mi tragedia me parece que no consideró bien las probabilidades)

2) Su impacto es alto (aunque gracias a Dios se pudo limitar bastante)

3) Una vez que pasó todo el mundo dice que sabía que iba a ocurrir. No les cuento la cantidad de gente que me dijo que tenía que tener múltiples back-ups físicos.

Este último punto me hace pensar que lo que dice Nassim Taleb también se relaciona con puntos ciegos, o con el insight, ya que a priori nadie o muy pocos lo ven, pero a posteriori para todos es obvio.

Lo bueno de los cisnes negros es que también pueden ser positivos (yo estoy esperando ganarme el equivalente a varios premios de lotería seguidos para emparejar). Dicho sea de paso, aquí el Banco Santander sortea premios de acuerdo a los depósitos que uno tenga en el banco y un amigo mío que no se caracteriza por tener un abultado saldo en su cuenta se lo ganó dos veces y se compró un departamento. El podríamos decirle que es un cisne negro positivo.

En el 2009 a mucha gente le tocó el cisne negro por diversas razones (a mi me atacó la computación) otros perdieron trabajo y quizás algo más, ahora vale la pena asegurarse contra esos eventos. La verdad es que no lo sé, por lo pronto me compré un disco rígido externo para hacer más back-up, si se rompe todo junto incluyendo el rígido, pués bién, me quedo tranquilo porque más no puedo hacer.

Les cuento esto lo había escrito casi cuando ocurrió, ahora en una conversación casual con MI AMIGO “DIEGO CANO”, así con mayúsculas, itálica y en negrita, de FTI www.fticonsulting.com salió el tema de lo que me había pasado. FTI se dedica entre otras cosas a prevención de fraude, inteligencia competitiva y mil ochocientas cosas más y me dijo que podían intentar recuperarme el disco, que cuando hay fraude muchas veces la persona que lo comete destruye el disco, lo borra, etc., por lo que ellos podían intentar salvarlo, es más me dijo, por qué no pensaste en nosotros antes (la verdad desconocía esa faceta de su trabajo) y a que no saben qué…. El jueves recibí un mail de DIEGO CANO, MI AMIGO, diciéndome que me habían podido recuperar casi todo, hoy lo visitaré y recuperaré el material, la verdad que es un gran alivio y un GRAN CISNE NEGRO, porque la verdad es que la charla salió de casualidad.

La verdad es un tema en el que la magnitud del daño o la pérdida es lo que importa. No sé, me imagino en el caso del botón rojo que debe existir para que se lancen misiles a otro país, ahí todo riesgo es alto y conviene tomar todas las precauciones.

La verdad es que es una pregunta difícil de responder en mi caso particular, porque fui afortunado, pero creo que es un tema a considerar en los sistemas de alerta temprana.

Saludos,

Lic Adrian Alvarez
Founding Partner
Midas Consulting
Direct Phone: +54-11-4775-8983
www.midasconsulting.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada